Más de 9.600 postulantes rindieron el examen presencial para el ingreso a las residencias de salud

La evaluación se realizó a través de un operativo desplegado en todo el país, con 29 sedes y agentes monitores en cada espacio para supervisar el proceso que permitirá a profesionales acceder a cargos y especializarse en establecimientos sanitarios. Los resultados serán publicados el 16 de agosto para 7.000 cargos vacantes.

Luego de dos años de implementación de la modalidad virtual por la pandemia de COVID-19, el Ministerio de Salud de la Nación, en coordinación con las jurisdicciones, llevó a cabo de manera presencial el examen para el ingreso a residencias de salud que se realizó el pasado martes en todo el país.

El examen, que permite a las y los profesionales acceder a cargos y especializarse a través de una estrategia de formación de posgrado en servicio en los establecimientos de salud, se organizó a través de un operativo desplegado en todo el país, con 29 sedes y agentes monitores en cada espacio para supervisar el proceso.

Cabe recordar que el Hospital de Cuenca Alta “Néstor Kirchner” elevó a 18 unidades de residencias con un total de 36 cupos ofrecidos a los profesionales de la salud como parte de su política de formación de recursos humanos, a través del trabajo de desarrollo y articulación de la Dirección de Docencia, Ética Aplicada e Investigación.

Vizzotti lanzó la campaña de vacunación pediátrica contra la COVID-19 desde los seis meses de edad en el Hospital Garrahan

Argentina se convierte así en uno de los primeros países del mundo y el primero en Latinoamérica en incorporar a esta franja etaria a la estrategia de vacunación contra COVID-19.

La ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, lanzó en el Hospital "Prof. Dr. Juan P. Garrahan" la campaña de vacunación contra COVID-19 para niñas y niños a partir de los 6 meses hasta los tres 3 años de edad.

Durante su visita, la jefa de la cartera sanitaria nacional destacó la importancia de incorporar a la Campaña Nacional de Vacunación contra la COVID-19 al único grupo etario que aún no disponía de una vacuna. “Se trata de una novedad muy relevante y de esta manera Argentina se convierte en uno de los primeros países en poder proteger a ésta población”, reveló.

Vizzotti informó además que ya se distribuyeron 645.600 dosis pediátricas del laboratorio Moderna a todas las provincias y hay en stock más de 2.000.000 de vacunas que serán enviadas a las distintas jurisdicciones a medida que avance el plan de vacunación. A su vez, la ministra recomendó la coadministración de las vacunas contra COVID-19 con las demás vacunas del Calendario Nacional, pudiéndose administrar el mismo día o en días diferentes, sin requerir intervalo entre las dosis. “Lo ideal es que la aplicación se realice en los vacunatorios, para aprovechar la oportunidad y completar esquemas perdidos”, agregó.

Por otra parte, la jefa de la cartera sanitaria resaltó además de reciente publicación por parte de la prestigiosa revista científica Cell Reports Medicine de un estudio elaborado por especialistas del CONICET y del Ministerio de Salud que comprueba que la aplicación de esquemas heterólogos con diferentes plataformas de vacunas para hacer frente al virus SARS-CoV-2 induce una respuesta de anticuerpos igual o mayor que la brindada por dosis homólogas. “Seguimos trabajando y generando evidencia científica sobre decisiones oportunas que tomamos y que ayudaron muchísimo en nuestra campaña de vacunación”, completó la ministra.

La vacuna de ARNm contra SARS COV-2 de plataforma de ARNm-1273 del laboratorio Moderna tiene la inmunogenicidad, eficacia y seguridad para su administración con un esquema primario de dos dosis administradas con 28 días de diferencia.

El esquema inicial en niños de 6 meses a 2 años, 11 meses y 29 días contempla 2 dosis de vacuna de plataforma ARNm contra SARS COV-2 del laboratorio Moderna, separadas por 28 días, al igual que para niñas y niños de 3 y 4 años sin esquema primario. Mientras que en niñas y niños de 3 y 4 años con esquema inicial completo, se recomienda la aplicación de una dosis de refuerzo, transcurridos 120 días del completado el esquema inicial.

En ese sentido, durante la visita al Hospital Garrahan, el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Juan Manuel Castelli, destacó que “los estudios realizados demostraron los altos niveles de eficacia y sobre todo de seguridad de esta vacuna que obtuvo la aprobación de la agencia regulatoria de los Estados Unidos (FDA) y de la ANMAT en Argentina”. Además, remarcó que esta estrategia de vacunación cuenta con el aval y el acompañamiento de la Comisión Nacional de Inmunizaciones (CoNaIn), de las sociedades científicas, y en especial de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP).

Con este lanzamiento Argentina se convierte en uno de los primeros países del mundo y el primero en Latinoamérica en incorporar a esta franja etaria a la estrategia de vacunación contra COVID-19. Esto va a permitir que, aunque sigan ocurriendo brotes, la vacunación impacte positivamente y evite complicaciones cuando presentan la enfermedad, con posibilidades de hospitalizaciones y necesidad de cuidados intensivos.

Participaron del acto la secretaria de Acceso a la Salud, Sandra Tirado; el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Juan Manuel Castelli; la subsecretaria de Medicamentos e Información Estratégica, Natalia Grinblat; la presidenta del Consejo de Administración del Hospital Garrahan, Gabriela Bauer; el director médico adjunto del Hospital Garrahan, Darío Barsotti; la coordinadora del Vacunatorio de Hospital Garrahan, Adriana Parra; la jefa del Servicio de Epidemiología e Infectología, Rosa Bologna; miembros del Consejo, directores, pediatras y miembros de enfermería.

El Gobierno promulgó la Ley de Cuidados Paliativos

La Ley 27.678 tiene como objetivo garantizar prestaciones integrales a las personas que sufren enfermedades amenazantes o limitantes para su vida y brindar acompañamiento a su entorno familiar.

Mediante el decreto 417/2022 publicado en el Boletín Oficial y que lleva la firma del presidente Alberto Fernández, el Jefe de Gabinete, Juan Manzur, y la ministra de Salud, Carla Vizzotti, se promulgó este jueves la Ley Nacional de Cuidados Paliativos que busca asegurar el acceso de los pacientes que sufren este tipo de enfermedades a las prestaciones integrales en sus distintas modalidades, en el ámbito público, privado y de la seguridad social, junto al acompañamiento de las familias.

La norma, sancionada el pasado 5 de julio por el Congreso de la Nación, tiene como uno de sus objetivos principales desarrollar una estrategia de atención interdisciplinaria centrada en la persona, que atienda a las necesidades físicas, psíquicas, sociales y espirituales de los pacientes que padecen enfermedades amenazantes y/o limitantes para la vida.

A su vez, busca promover el acceso a las terapias disponibles para la atención paliativa, tanto farmacológicas como no farmacológicas, que estén basadas en evidencia científica. Además, promueve la formación profesional de grado y posgrado, la educación continua y la investigación en este tipo de cuidados.

La ley 27.678 define a los cuidados paliativos como "un modelo de atención que mejora la calidad de vida de pacientes y familias que se enfrentan a los problemas asociados con enfermedades que amenazan o limitan la vida". Es decir, aquellas enfermedades donde existe riesgo de muerte, o son “graves, crónicas complejas, progresivas, o avanzadas que afectan significativamente la calidad de vida de quien las padece y la de su familia”.

La iniciativa se sustenta en un primer lugar en el respeto por la vida y bienestar de las personas; pero también en la equidad en el acceso oportuno de las prestaciones y en el respeto a la dignidad y autonomía del paciente en las decisiones sobre sus tratamientos y los cuidados que debe recibir a lo largo de su enfermedad.

Por otro lado, la norma remarca que las obras sociales y todos aquellos agentes que brinden servicios médicos asistenciales a sus afiliados deberán "brindar cobertura en cuidados paliativos a las personas que lo necesiten, incluyendo como mínimo las prestaciones que determina la Autoridad de Aplicación".

En ese sentido, su abordaje involucra la prevención y alivio del sufrimiento por medio de la identificación temprana, evaluación y tratamiento del dolor y otros problemas físicos, psicológicos, sociales y espirituales. Además, quien realice el acompañamiento al paciente, ya sea familiar, amigo o alguien cercano, tiene derecho a recibir información “completa, detallada y con lenguaje accesible” acerca del estado de salud, tratamiento y equipamiento que interviene en el procedimiento médico.

La normativa dispone también promover la conformación de equipos de trabajo interdisciplinario y multidisciplinario para el área de cuidados paliativos en todos los subsectores de salud. A la vez, propicia el acceso a medicamentos esenciales en cuidados paliativos, especialmente a los analgésicos en distintas formulaciones.

Vizzotti y Filmus presentaron la reglamentación de la Ley 27.159 de Prevención Integral de la Muerte Súbita

El decreto establece que los lugares públicos y privados de acceso público con concentración o circulación superior a 1000 personas por día deberán contar con al menos un desfibrilador automático externo (DEA). La desfibrilación precoz en episodios de muerte súbita puede producir tasas de supervivencia de hasta el 70 por ciento.

La ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, y su par de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, presentaron en la sede de la cartera de Ciencia el decreto 402/2022, publicado hoy en el Boletín Oficial, mediante el cual el Gobierno nacional aprobó la reglamentación de la Ley 27.159 de Muerte Súbita. Sancionada en el año 2015, la ley tiene por objetivo regular un sistema de prevención integral de eventos por muerte súbita en espacios públicos y privados de acceso público a fin de reducir la morbimortalidad súbita de origen cardiovascular.

Luego de agradecer el trabajo articulado entre la Dirección Nacional de Emergencias Sanitarias (DINESA), la Dirección Nacional de Abordaje Integral de Enfermedades No Transmisibles, el Ministerio de Ciencia y todos los actores que intervinieron en el proceso, Vizzotti reconoció que “esta reglamentación era una deuda del Estado, pero estamos acá para cumplirla, para implementarla y ponerle muchísima fuerza para que cada vez más personas accedan a la reanimación cardiopulmonar cuando lo necesiten y para que cada vez en más lugares haya desfibrilador automático externo para poder proveer esa atención que es tan relevante”.

En ese sentido, la ministra destacó que esta reglamentación “va a ser importante para poder avanzar en forma sostenida y firme en todas las provincias”, y detalló que “trabajaremos en el Consejo Federal de Salud para implementar esta ley en cada una de las jurisdicciones, para que adhieran y la multipliquen”.

En sintonía, Filmus recalcó que este paso “no hubiera sido posible sin la articulación entre el Estado y la sociedad civil, un Estado para responder necesidades”, al tiempo que refirió que “la reglamentación de esta ley que estábamos esperando para ponerla en marcha es en todo el país y requiere mucho trabajo de capacitación en escuelas e instituciones”, y cerró “es la decisión de un Gobierno que se pone a la cabeza los temas de salud de su población. Desde el Ministerio de Ciencia trabajaremos fuertemente”.

A su turno, la titular de la DINESA, Gisele Gambetta, explicó que “este decreto reglamentario es un gran avance para poder disminuir realmente las muertes por eventos de muerte súbita, que son reversibles con maniobras de RCP básico y manejo de desfibrilador externo automático”. Así, detalló que “vamos a capacitar y generar un registro de instructores de RCP, y a realizar el primer encuentro de instructores para darle una fuerza a esta ley nacional, tener adherencia en las jurisdicciones y que esto se pueda replicar en todo el territorio, que es la finalidad última”.

Las enfermedades cardiovasculares constituyen la primera causa de muerte en nuestro país y a ellas se deben la mayoría de los casos de muerte súbita. La clave para sobrevivir es la desfibrilación inmediata –que dentro de los 3 a 5 primeros minutos del colapso puede producir tasas de supervivencia de hasta 70%– y la capacitación de la comunidad en reanimación cardiopulmonar (RCP).

La muerte súbita representa un problema de salud pública debido a que es causa de muerte prematura y que más del 70% de los casos se producen en el ámbito extrahospitalario, transformando a la comunidad no médica en la primera encargada de atender un episodio de esta naturaleza, por lo que el acceso a una atención oportuna depende de la sociedad en su conjunto.

Así, con el propósito de mejorar la supervivencia de la muerte súbita, poniendo énfasis en el acceso público a la desfibrilación y la RCP oportuna brindada por la comunidad en todo el territorio nacional, el decreto determina los espacios públicos o privados con acceso público en los cuales debe haber desfibrilador automático externo (DEA) en cantidad y localización adecuadas, y designa al Ministerio de Salud de la Nación como autoridad de aplicación de la ley y su reglamentación.

El texto contempla que la prevalencia estimada de casos de muerte súbita en país es de 40.000 casos anuales, por lo que se espera aproximadamente un caso de muerte súbita cada 1000 habitantes por año. Así, establece la obligatoriedad de contar con al menos un DEA en lugares públicos y privados de acceso público con concentración o circulación diaria superior a 1000 personas por día.

En función de la concentración elevada de personas, el riesgo de las actividades que allí se desarrollan y la imposibilidad de acceso a un servicio de emergencias, los espacios públicos o privados que deben contar con DEA son aquellos donde se practica actividad física competitiva y/o recreativa; los establecimientos carcelarios (incluidas centrales de policía y comisarías) y cuarteles de bomberos; los efectores de Salud con ciertas características.; los espacios con capacidad, concentración o circulación de más de 1000 personas por día; y las aeronaves, embarcaciones o trenes de larga distancia con capacidad para 100 o más personas.

La reglamentación establece que se considerará espacio cardioasistido a aquel que cumpla con lo siguiente: presencia de personal capacitado, acreditado por instituciones oficiales certificadas con la correspondiente actualización de acuerdo con las normas internacionales; la correspondiente señalética para identificar los DEA, su ubicación, instrucciones de uso y accesibilidad; y sistema de emergencia médica público o privado, que permita continuar la cadena de supervivencia ante la emergencia.

El Ministerio de Salud de la Nación acreditará a las instituciones formadoras para la capacitación en técnicas de maniobras de RCP y en el uso de los DEA, incluyendo a los órganos dependientes del Poder Ejecutivo Nacional. Se creará un Registro Nacional de DEAs con el objetivo de georreferenciarlos y hacer un seguimiento de su funcionamiento, y se elaborará una guía para calcular la cantidad y determinar la localización de los DEAs necesarios en cada caso. Todos los dispositivos deben ser aprobados por la ANMAT.

El DEA es un dispositivo eléctrico portátil capaz de identificar y tratar las arritmias ventriculares automáticamente mediante una descarga eléctrica con la finalidad de restablecer el ritmo cardíaco normal. Su principal ventaja es que son seguros y efectivos en manos de personal no entrenado, hecho que ha permitido llevar a cabo programas de desfibrilación pública situando los DEA en lugares estratégicos para su uso por población general en caso de presenciar una situación de paro cardíaco.

De esta manera, la ley promueve ante todo la conciencia social, la solidaridad y el trabajo en equipo entre sociedad y sistema de salud para lograr salvar una vida. Mediante las capacitaciones en los lugares de trabajo y a través de demanda espontánea, se logrará una población entrenada y alerta para responder a esta situación. Las cadenas de supervivencia conformadas permitirán el acceso inmediato a la persona que sufra una muerte súbita, a una intervención efectiva como la desfibrilación precoz, aumentando considerablemente las posibilidades de sobrevida.

Salud, Educación y Desarrollo Social avanzan en la implementación de la Ley de Promoción de la Alimentación Saludable

Durante el encuentro, Vizzotti, Perczyk y Zabaleta también trabajaron sobre la Estrategia Federal de Abordaje Integral de la Salud Mental.

La ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, se reunió ayer en la sede de la cartera sanitaria nacional con sus pares de Educación, Jaime Perczyk, y de Desarrollo Social, Juan Zabaleta, con el objetivo de establecer estrategias conjuntas para la implementación de los artículos 11, 12 y 17 de la Ley 27.642 de Promoción de la Alimentación Saludable, y de la Ley 26.657 de Salud Mental.

“Me parece muy relevante poder avanzar en la articulación con los ministerios en un tema fundamental como es alimentación saludable”, indicó la ministra Vizzotti, al tiempo que destacó que “también es una oportunidad para abordar temas referidos a la Ley de Salud Mental como son los espacios de escucha en las escuelas y universidades y la capacitación de los equipos”.

El Hospital de la Cuenca Alta - S.A.M.I.C tiene como misión, la alta complejidad en Red Hospitalaria de la atención médica especializada de la Cuenca Matanza-Riachuelo, funcionando como referencia para los establecimientos que atienden a la población allí radicada, por sus instalaciones de obra y el elevado desarrollo médico tecnológico, convierten al hospital en un centro de Alta Complejidad Regional/Provincial/Nacional

Search